Crear un despacho en casa

Lo ideal es tener un despacho de dimensiones pequeñas y con el espacio perfectamente aprovechado
El despacho es una estancia que cada día se demanda más en las viviendas; esta habitación es un lugar donde trabajar, estudiar y disfrutar del ocio con el ordenador o la lectura. Convertir una habitación en un despacho es muy sencillo, sólo basta con tener clara la utilidad final del mismo y qué elementos queremos que estén en él. 

El despacho suele ser una habitación pequeña si no es imprescindible para la vida profesional o tenemos una casa con limitadas dimensiones. Sin embargo, hay trabajos que precisan tener un gran espacio en casa para poder arreglar asuntos, almacenar libros… Lo habitual hoy en día es tener un despacho de dimensiones pequeñas y con el espacio perfectamente aprovechado.

La estancia que asignemos para despacho debe tener buena luz natural, ya que trabajaremos en ella; en caso de no disponer de una habitación con luz suficiente diseñaremos un buen sistema de alójenos en el techo y lámparas sobre la mesa para enfocar hacia los papeles o el ordenador. Las lámparas de mesa serán imprescindibles en cualquier caso.

El despacho suele ser el lugar donde guardamos nuestros libros, los papeles y los cds de música. Para aprovechar muy bien el espacio y poder tener todo en perfecto orden resulta indispensable tener la máxima cantidad de estanterías. Si la habitación lo permite, podremos hacerlas de madera o aluminio conjuntando con la mesa y las sillas. En caso de que el espacio sea muy limitado recomendamos estanterías de obra hasta el techo y paredes en blanco para dar sensación de amplitud y aprovechar hasta el último hueco.

La mesa de trabajo debe de ser muy amplia, con un lugar para el ordenador y otro para poder trabajar. Resulta recomendable orientar la mesa hacia la luz, si es posible se aconseja ponerla bajo la ventana. Para colocar el ordenador y demás aparatos electrónicos es importante que tengamos muy claros los puntos de toma de luz para no tener cables por todas partes. Hay que poner esos puntos cerca de la mesa.

Como el despacho es una habitación funcional, para trabajar y guardar los documentos, su decoración no ha de ser excesiva sino práctica. Si lo que queremos es darle un aire sobrio la madera será nuestra aliada en los muebles, y los colores cálidos y suaves son la mejor opción para cortinas y complementos. Si por el contrario buscamos una habitación más desenfadada pongamos estores y complementos como accesorios de mesa y lámparas que aporten color, pero sin caer en el recargamiento.

 

Precios de venta recomendados (IVA incluido) para comprar en tiendas de la red MOBLERONE en la península (Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla consultar).
El transporte y montaje de los muebles no está incluido, así como los elementos decorativos, somieres y colchones, salvo que se indique expresamente lo contrario.
El descuento del 5% se aplicará sobre el precio de venta final de la tienda en la que se realice la compra y deberá ser validado presentando una impresión de pantalla con el código de descuento.

Comentarios cerrados.